Internacional

Las 3 notas del mal.

No soy la persona más adecuada para contarles esto, pero mis antepasados me dejaron esa obligación tal como me lo dijo mi padre Frank.
Cuentan que existen tres acordes en el pentagrama musical que si son tocados en armonía el demonio se infiltra en las notas y engaña a su músico para infiltrarlo en su ejército. Hablamos de la Edad Media. En aquella época cualquier persona que se le escuchara tocar aquellos tres acordes era encarcelado y asesinado por delito de invocación. Realmente esto nos puede sonar increíble en este momento ya que en la actualidad vivimos en un mundo sin barreras ni fronteras del pensamiento. Inclusive varios músicos utilizan estos tres acordes en sus canciones. Pero realmente no sabemos que esta historia es completamente real…
Les contare una en particular que me hizo en verdad darme cuenta de que con música podemos llamar a quien menos lo esperamos. Esta historia está basada en un viejo pueblo de Inglaterra, comenzare a contar esta historia de principio a fin, con mucho detalle de los hechos.
Baldmore era una ciudad bastante tranquila, llena de fuentes, plazas y pasillos con gente a sus alrededores. No existía otro lugar más alegre que ese. Era la edad media, esos tres mil años en que se vivieron injusticias. La iglesia dominaba al gobierno, los latifundistas surgían con ejércitos enormes de esclavos. La gente se olvidó reír y al sol le costaba salir…
El rey, comandado por la iglesia que manejaba todo a su gusto “en nombre de dios” reclamaba respeto, tolerancia y justicia por los pecadores de la época. Vendían bulas y cobraban una buena cantidad de dinero por el “perdón de dios”. Con esto la iglesia reclamaba su “economía”. Realmente no estoy en contra de la iglesia, pero en aquella época era tan injusta que no podría explicarles, tendrían que vivirlo y averiguarlo.
Todos los músicos eran interrogados, golpeados y hasta matados solo para averiguar si ellos conocían estos tres acordes, en caso de que no recopilaran alguna información eran encarcelados y llevados a grandes cárceles donde eran devorados por los cuervos.
Les contare la historia de un hechicero, mago y brujo de la época, Dominic era perteneciente a una familia rica llena de lujos, pero al morir su padre el gobierno reclamo sus latifundios y sus tesoros. Despues de los sucedido Dominic quedo en la ruina, fue ahí donde conocio los trucos de la oscuridad, las trampas, los hechizos y la brujería.
Cada noche Dominic encendia fuego y tocaba su armonica con aquellos tres tonos del mal. La iglesia nunca lo descubrió hasta una noche… Una noche más oscura que de costumbre, los animales huían de algo desconocido e invisible.
Los sacerdotes increíblemente llevaban su cruz en las manos y rezaban, el aire se sentía frio hasta los huesos, realmente era un momento de terror.
Era de noche, las casas se veían a oscuras, solo se escuchaban murmullos, suspiros y susurros a lo lejos. Los cementerios vacíos, ni una sola flor existían en aquellos terrenos. Esa noche nadie salió de casa, ni siquiera por agua. Era tan espeluznante y tan terrorífico que los niños lloraban, las abuelas y las madres lloraban, los padres tratando de tranquilizar a su familia. Pero todo parecía no acabar.
Dieron las tres treinta de la madrugada, comenzó un fuego infernal de donde salían pequeños seres forjados en fuego y bañados en sangre. De la nada salió el innombrable y comenzó a decir una frase, parecía ser en latín. Luego en ingles pronuncio solo unas palabras: -“Este pueblo será maldecido”. Después de estas palabras cuentan que todos los seres desaparecieron.
Días después la gente asustada haciendo maletas, huyendo del lugar, otros preguntando a los sacerdotes que es lo que había pasado. Estos incrédulos aun no sabían que contestar, sus rezos eran su escudo ante el mal.
Cien años pasaron, el pueblo se volvió fantasma no había ni un alma en aquel lugar del hechicero Dominic no se supo nada mas.
El gobierno del rey Alejandro II mando un ejercito hacia aquel pueblo, ¿Cómo de un pueblo tan hermoso paso a ser aquel lugar tan desolado? Al llegar los soldados solo encontraron artículos, monturas y joyas. Existía un viejo bar en la avenida principal. El capitán Jacob entro a la taberna y se topó con un hombre, con un traje que le cubría la cara, y todo el cuerpo. El cual le pregunto qué hacía en ese pueblo. El General Jacob contesto que el rey los había enviado para investigar aquel vacío lugar. El desconocido encapuchado les ordeno que se fueran, que en aquel lugar solo encontraran la muerte. El capitán Jacob solo se rio y salió de la taberna.
Al salir caminó hacia su caballo, y de la nada un tridente lo traspaso por detrás. El capitán murió instantáneamente.
Las noticias llegaron al rey, el cual lamento el hecho y decidió visitar junto con mil hombres aquel pueblo. Al llegar no encontró nada, ni siquiera en aquella taberna abandonada.
Tiempo después llego a manos del rey la noticia de que un gran portal había sido abierto. EL no sabía a que se referían con portal. Le explicaron que es un pasadizo de un mundo a otro, rompía las leyes de la física. Y dejo callados a muchos físicos de la época.
De aquel portal descendían valkirias, demonios, muertos. Pero cuenta la historia que existió un hombre que acabo con aquellas identidades y nombro aquel pueblo como nueva era. Cuenta también la historia que el innombrable fue aprisionado y llevado al más oscuro de los rincones del abismo a cumplir una condena por haber corrompido almas en tantas personas. También se cuenta que una vez concluida la sentencia aquella identidad volverá a salir y a cometer actos peores que los que ocurrieron en aquellas épocas. Aquel hombre fue llamado “el paladín justiciero” ya que destruyo al mal con el poder de Dios.
“Al sonar los tres tonos, el estará ahí” esas frases me dejaron frio al leer aquellas trozadas y a quebrantadas páginas que descubrieron los científicos.
Ahora lo sabemos…

Visítanos:

leyendasdeultratumba.com

Ayúdanos con un clic en los anuncios de nuestro sitio web eso nos serviría de mucho gracias.

 

Deja tu comentario